Kim Jong Un, líder de Corea del Norte, celebró este día el aniversario número 67 del Acuerdo de Armisticio de Corea.

Kim visitó un cementerio, dejó ofrendas a los soldados caídos en batalla y entregó armas conmemorativas a mandos militares. Pero de acuerdo con críticos locales esto es una medida para mejorar su aprobación en su lucha contra el Covid-19, ya que ha declarado estado de emergencia en una de sus ciudades por la detección oficial del primer caso en el país.